Lo extraordinario del victorino “Cobradiezmos”

El indulto en Sevilla del toro “Cobradiezmos” ha sido unánime, inapelable y rotundo. Pero, ¿qué ha tenido de extraordinario este animal respecto a otros buenos, incluso muy buenos toros, que el público ha visto otras veces?, ¿qué explica la reacción clamorosa de La Maestranza pidiendo el perdón de su vida? A nuestro modesto entender dos cosas: que ha enseñado la bravura en toda su dimensión y que ésta mostraba un estilo diferente a lo que la gente suele ver: era la embestida de un toro sensacional, pero además de casta Saltillo-Albaserrada, que apenas existe ya por aquí.

La bravura tiene muchos matices, pero hay algo esencial para determinarla: que el toro embista con la misma intensidad, entrega y franqueza desde la salida a la muerte, sin decaer, o incluso mejorando cada vez más. Eso es lo que ha tenido este victorino, y de lo que carecen muchos supuestos toros buenos actuales: bravura siempre a más.

La forma en que lo ha manifestado ha sido una embestida humillada desde el primer lance de capa hasta el último muletazo. Siempre igual, incluso mejor cuanto más se le exigió, que fue desde mitad de la faena. Esa es la clave, y más en esta casta Saltillo, porque va en su naturaleza (aunque debería serlo en todas). Hoy muy pocos toros humillan de verdad, y aún menos lo hacen igual al principio que al final del muletazo.

Los finales son los que dan la verdadera dimensión del toro: finales de cada pase, finales de la tanda, finales de la faena. “Cobradiezmos” ha tenido en todo unos principios tan extraordinarios como los finales. Y a todo ello el toro de Victorino ha sumado otro carácter clásico de esta sangre: la vibración, la acometividad y la alegría. En suma: bravo de verdad y con una bravura distintiva. “Cobradiezmos” sólo veía muleta, se la comía y se iba hasta el final del pase haciendo surcos con el morro en la arena. Un espectáculo de belleza y emoción desbordantes. Una obra de arte hecha toro bravo.

Viendo a este toro nos hemos acordado de su principal artífice, el insigne “Paleto de Galapagar”, y nos hemos emocionado al ver a su hijo y por su nieta, presentes en la plaza. Pero también nos han venido a la mente los nombres de Llaguno, Pepe Chafic y otros excelsos ganaderos mexicanos que tan sabiamente modelaron y sublimaron la estirpe Saltillo en México, donde es mayoritaria, y que quizás hayan gozado con el triunfo de este victorino, por cuyas venas también fluye esa misma aristocrática sangre brava.

Tardes como la de hoy trascienden más allá del episodio concreto, y sirven como referencia incontestable para reivindicar una y otra vez la variedad de castas, la necesidad de que en todas las plazas se dé cabida a ganaderías de diferentes orígenes. Ya es hora de que se rompa de una vez por todas con el monopolio asfixiante de 4 o 5 ganaderías que proceden de lo mismo, copan todos los carteles y ya ni siquiera embisten con regularidad. Lo de hoy deja a la miserable altura que se merece aquello de que “las castas minoritarias lo son porque no embisten”, que dijo un clulesco sujeto de Albacete recientemente fracasado en esta misma feria.

No se trata en absoluto de desterrar lo de Domecq, sino de que lo de Domecq no destierre a otras sangres excelentes, como ya pasa, o que su monotonía se lleve por delante a la propia Fiesta en un momento crucial como este. Es imprescindible abrir las puertas, y que la variedad de comportamientos de las diferentes castas se traduzca en grandeza de la Fiesta, en espectáculo integral, rico, cambiante y apasionante.  “Cobradiezmos” ha demostrado que lo grandioso lo es aún más por diferente, sorprende e inesperado. Esa fue siempre la esencia de la tauromaquia, y a eso debemos volver cuanto antes.

Larga gloria como futuro semental a este toro, a la casa Victorino y a lo mejor de la casta Saltillo.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Actualidad y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s